AVISO DE COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias y basada en tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurarlas o rechazarlas haciendo clic en "Configuración de cookies". También puedes aceptarlas todas pulsando “Aceptar todas las cookies”. Para más información, lee nuestra Política de cookies

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES RECHAZAR TODAS LAS COOKIES
CONFIGURAR COOKIES

Inversión Value vs. Growth

El debate entre inversión Value vs. Growth es uno de los más clásicos, con importantes defensores de uno u otro enfoque. Sin duda, cada uno ofrece sus propias ventajas y desventajas, y puede ser adecuado para distintos perfiles de inversores. De hecho, como veremos en este artículo, nada nos impide aprovechar lo mejor de cada estrategia, combinándolas en la medida que mejor encaje con nuestras necesidades. [tabla_de_contenido]

Inversión Value vs. Growth: ¿en qué se diferencian?

Para analizar las diferencias de la inversión Value vs. Growth, lo mejor es ver detalladamente cuáles son sus principales características:

¿Qué es la inversión Value?

El Value Investing o inversión en valor se caracteriza por invertir en activos de calidad que coticen a precios atractivos o estén infravalorados en el mercado. Así, este estilo de inversión, cuyos máximos representantes son Benjamin Graham y Warren Buffett, se basa en las siguientes premisas:
  • Los negocios tienen un valor intrínseco objetivo. Existen distintas formas de calcularlo, a través de ratios como el flujo libre de caja, el ratio de endeudamiento, etc. Aquí es vital el papel del análisis fundamental.
  • Los mercados no son perfectamente eficientes. Por tanto, de forma transitoria, pueden infravalorar (o sobrevalorar) dichos negocios o acciones. No obstante, esto tiende a equilibrase con el tiempo.
  • El margen de seguridad permite maximizar las probabilidades de éxito de una inversión. Este margen representa la diferencia que existe entre el valor intrínseco de un activo y su cotización actual en el mercado. Cuanto mayor sea, más probabilidades hay de que la inversión sea rentable.
  • Invertir a largo plazo suele ser la mejor opción. Así, la filosofía de inversión Value suele requerir paciencia, hasta que el valor de mercado refleje el valor intrínseco de un determinado negocio. Por tanto, comprar y mantener (buy-and-hold) es habitualmente la mejor opción.
En la práctica, los negocios de tipo Value suelen ser de alta calidad, bastante estables y de crecimiento relativamente lento. Muchas veces retribuyen a los accionistas a través de dividendos y tienen una volatilidad bastante reducida.

¿En qué consiste la inversión Growth?

El enfoque Growth o de crecimiento es la otra gran filosofía de inversión que encontramos como alternativa a la Value. A grandes rasgos, se basa en invertir, mayoritariamente, en negocios emergentes, de reciente creación o que tienen un elevado potencial de crecimiento en un corto espacio de tiempo. Por tanto, su atractivo es muy alto, ya que pueden generar rentabilidades mucho más elevadas que las acciones de tipo Value en menor tiempo. No obstante, su riesgo también es más alto. Así, hay más probabilidades de que el negocio fracase o que no lleguen a cumplirse las expectativas generadas. Por tanto, no es fácil acertar al invertir en acciones de tipo Growth, por lo que suele ser recomendable diversificar la cartera en distintas alternativas. De este modo, los aciertos pueden compensar sobradamente a los fallos, dado el crecimiento explosivo que pueden tener estos negocios.

¿Es mejor la inversión Value o Growth?

Intrínsecamente, no podemos concluir que exista un claro ganador en el debate entre inversión Value vs. Growth. Cada opción tiene sus defensores y detractores, y sus propias ventajas y desventajas. Dependiendo de tu perfil de riesgo y de tus expectativas de rentabilidad, podrás inclinarte más por una u otra filosofía:
  • Si no te asusta la volatilidad, no necesitas un retorno inmediato en forma de dividendos y crees que puedes acertar al elegir entre negocios emergentes, puedes optar por el enfoque Growth.
  • Si prefieres acciones más estables, que puedan generarte dividendos y no experimenten grandes oscilaciones de cotización, quizás te encaje mejor invertir de acuerdo con la filosofía Value.
Indudablemente, la inversión en acciones de crecimiento va a resultar más «emocionante», mientras que la Value tiende a ser más conservadora y de evolución más lenta. Sin embargo, en ambos casos es posible obtener buenas rentabilidades en el medio o largo plazo.
Te recomendamos que combines lo mejor de cada estrategia en tu cartera.
Como decíamos, nada te impide elegir lo mejor de ambos enfoques y contar con acciones Growth y Value en tu cartera (o disponerlas en dos carteras separadas). Lo importante es que no tengas las mismas expectativas para ambos casos, ni les apliques iguales exigencias. En este sentido, contar con una buena formación (como el Máster en Value Investing y Mercados Financieros de VIBE) puede ayudarte a identificar oportunidades, valorar negocios y diseñar una estrategia que encaje con tu perfil de riesgo y necesidades. A partir de ahí, tendrás que dedicar tiempo y atención a elegir las acciones concretas y realizar un seguimiento adecuado de su evolución. No obstante, hay otras opciones más sencillas para quienes no quieran, sepan o puedan invertir directamente en acciones individuales.

Cómo invertir en acciones Value o Growth

Efectivamente, a la hora de implementar una inversión Value o Growth, tenemos esencialmente dos grandes opciones:

1. Invertir de forma directa en acciones individuales

Esta alternativa es la que mejor te va a permitir implementar una estrategia 100% personalizada a tu caso particular y, por supuesto, la que más te hará aprender. Sin embargo, no es adecuada para todo el mundo, ya que:
  • Requiere ciertos conocimientos para valorar negocios, calcular valores intrínsecos e identificar buenas oportunidades de inversión.
  • Exige tiempo y dedicación. Realizar el análisis inicial y hacer un buen seguimiento de la cartera, requiere bastante tiempo. Ciertamente, en las acciones Value es más frecuente adoptar un enfoque buy-and-hold, por lo que el seguimiento puede no ser tan demandante, pero aun así es necesario.
  • Supone costes, como gastos y comisiones de compraventa. Si invertimos a largo plazo, no van a ser demasiado significativos, pero hay que tenerlos en cuenta.
  • Requiere un cierto volumen de capital. De lo contrario, te resultará difícil diversificar de forma adecuada. Además, la incidencia de las comisiones va a ser mayor si el capital invertido es insuficiente.
La inversión directa en acciones individuales no suele ser la mejor opción para principiantes o para quienes puedan destinar poco importe a construir su cartera.
En estos casos, es mejor optar por ETF o fondos de inversión, como ahora veremos.

2. Invertir a través de un fondo o ETF

Efectivamente, para inversores con poca experiencia, con un capital limitado o que no puedan dedicar mucho tiempo al seguimiento de la cartera, suele ser mejor invertir a través de fondos o ETF. En general, este tipo de activos suelen ser económicos y ofrecer una amplísima diversificación sin necesidad de invertir grandes importes. Hay fondos especializados en inversión Value y en inversión Growth, con distintos matices y estilos concretos. Algunos ejemplos de fondos o ETF Value serían los siguientes:
  • Cobas Internacional FI
  • Azvalor Internacional FI o Azvalor Blue Chips FI
  • Diversos fondos Value de la prestigiosa firma de inversión Vanguard
  • ETF Valor de InbestMe
En lo que se refiere a fondos Growth, podemos mencionar:
  • Morgan Stanley Global Insight
  • Seilern World Growth
  • BlackRock US Growth
En definitiva, no podemos decir que haya un claro ganador en el debate entre inversión Value vs. Growth. Cada persona debe estructurar su cartera de acuerdo con sus expectativas, necesidades y perfil de riesgo. Es perfectamente posible combinar ambos enfoques, sin embargo, es recomendable contar con una formación que te permita invertir reduciendo el riesgo al mínimo. ¿Cuál crees que es mejor opción para ti?

Contenido

    Redes Sociales

    {{ date(post_wp.post_date) }}
    {{ time(post_wp.post_date) }}
    Redactado por {{ autor.name }}
    {{ date(post_wp.post_date) }}
    {{ time(post_wp.post_date) }}
    {{ cat.cat_name }}

    Contenido

      Redes Sociales

      Fuentes y recursos de información

      Comprobamos el contenido y la veracidad del conocimiento presentado en este artículo a través de nuestro proceso editorial y de verificación de la información para asegurarnos de que sea preciso y confiable.

      Redes Sociales